Sobrevivir a una familia tóxica

Sobrevivir a una familia tóxica

Sobrevivir a una familia tóxica.

Lamentablemente, no todas las familias funcionan de manera correcta ni son capaces de cubrir las necesidades de sus miembros. Cuando vives en una familia “tóxica” debes conocer tus posibilidades reales para superar esa complicada situación.

Efectos en el adulto

Cuando se alcanza la etapa adulta, es posible que se presenten dos opciones diferentes. Una se centra en repetir los mismos patrones tóxicos aprendidos en la familia original con los demás y con la propia nueva familia.

También los adultos padecen los efectos de haberse desarrollado en una familia tóxica

En la infancia no resulta fácil hacer frente a las relaciones desadaptadas y tóxicas que te afectan a diario. Se convierte en el medio en el que el niño se desarrolla y lo que sucede en ella, habitualmente, afecta a su desarrollo físico y psíquico.

Una familia tóxica afecta al individuo en todas las etapas de su desarrollo

La segunda se refiere a cambiar gradualmente la manera de relacionarse con los otros incluso con la propia familia, consiguiendo interacciones mucho más satisfactorias.

Sobrevivir a una familia tóxica. Pautas

Los expertos recomiendan unas sencillas pautas que pueden mejorar la situación y ayudarte a establecer relaciones familiares más sanas. Las más frecuentes son:
1-Di que no. Si dices que sí esperando aprobación o que te quieran, cuando no quieres hacerlo, sentirás frustración. Es imposible contentar a todo el mundo. El respeto y amor propio empiezan por respetarse a uno mismo.
2-Recapacita antes de actuar. Si tus padres te tratan mal o te dicen algo que te disgusta, hazles saber que no te ha sentado bien y que necesitas un tiempo para entenderlo. Al reaccionar en el momento en que se sufre el maltrato, utilizamos la sumisión o la agresividad y no darán buenos resultados. Si dejas calmar tus emociones, tomarás mejores decisiones.

Aprender a decir no es fundamental
Pide ayuda profesional para mejorar la situación

3-No des todo por hecho. En las relaciones familiares es muy común que se entienda que algo funciona de un modo en concreto y así debe ser. Modificar lo que nos molesta, sustituyéndolo, es positivo.
4-Expresa cómo te sientes y marca límites. Utiliza la asertividad y la empatía, buscando el punto medio para que todos salgáis ganando, teniendo en cuenta las necesidades de ambos. Busca un equilibrio entre lo que tú quieres y lo que el otro demanda estableciendo límites.
5-Abandona la casa familiar. No es lo mismo la convivencia diaria, que puede facilitar diversas tensiones, que si solo os veis los fines de semana o una vez al mes.

6-Aléjate si es necesario. En ocasiones es preciso poner espacio y tiempo por medio, aunque sea con tu familia.

7-Rompe con los estereotipos culturales. Crecemos asimilando que nuestros padres son la máxima autoridad y que la familia es lo más importante y tenemos que estar ahí pase lo que pase. Es cierto que conforma un pilar importante pero no se puede tolerar el maltrato.
8-Pide ayuda profesional si te sientes mal. La tristeza o el bloqueo son normales y pedir ayuda externa y consultar a un psicólogo profesional puede ayudarte a mejorar tu estado de ánimo.
9-Elimina el resentimiento. Ayuda a reducir el dolor aceptar que tu familia lo ha hecho lo mejor que ha sabido. No hay que justificarles o excusarles, simplemente entenderles.
10-Aporta comprensión. Hay padres que no funcionan bien y no les podemos culpar, pero sin olvidar que es preciso seguir protegiéndose de ellos porque, aunque no quieran, te están haciendo mucho daño.

Carmen Reija

Carmen Reija
Farmacéutica y
divulgadora sanitaria

Comparte el contenido en tus redes

La espalda de los niños

La espalda de los niños. Si dicen que les duele, consulta al médico. Evitar los factores de riesgo negativos reducirá problemas futuros.
Leer más

Vitamina C y covid

Vitamina C y covid. Su aporte mejora el funcionamiento de nuestro sistema inmunitario y los síntomas de la infección. Consulta a tu médico.
Leer más

La insuficiencia renal

La insuficiencia renal. Un nivel elevado de creatina puede determinarla. Debe ser diagnosticada y tratada por el médico. No te automediques.
Leer más

¿Te comes las uñas?

¿Te comes las uñas? No eres única. La onicofagia afecta a muchas personas de todas las edades. Consulta a tu médico para resolverlo.
Leer más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón para ir al inicio de la página